IGLESIA MANANTIAL DE VIDA CUENCA

Benditas serán en ti todas las familias de la tierra (Génesis 12:3)

SERVIR A DIOS

Deja un comentario

servir

Servir a Dios

Por Jesús Fernández

 Introducción:

  • Me gustaría hablar por unos momentos sobre el tema de “Servir”.
  • Pero, primero me gustaría que miremos hacia la pancarta que tenemos sobre la visión y la misión de la Iglesia para comentar un par de cosas.
  • Por varias semanas hemos estado girándonos y moviéndonos en dirección de la visión y la misión de la iglesia.
  • Creo que ya todos tenemos claro que nuestra visión es: “Cuenca para Cristo y de Cuenca a las Naciones”. Y que nuestra misión es lograr que se cumpla nuestra visión a través de conectar, crecer, servir, ir y adorar.
  • Hemos hablado de “conectar”. Dios nos ha llamado a todos a que seamos conectores!
  • Y hemos hablado de “crecer”. Hemos dicho que no nos vamos a frenar ni tampoco nos vamos a estancar al conocer a Cristo como Señor de nuestras vidas, sino que vamos a progresar porque reconocemos que Dios no solo quiere “Creyentes”, no es la meta final de Dios de simplemente seamos “Creyentes”, sino que quiere “Discípulos comprometidos y maduros que Crecen, que florecen, y que llevan fruto”.
  • En Manantial de Vida de Cuenca nos lo hemos tomado en serio el ser una Iglesia Saludable y es por eso que estamos facilitándole a todas las personas que asisten aquí a que “crezcan”, porque Dios quiere que crezcamos, y por eso dentro de poco estaremos arrancando la “Escuela de Crecimiento” – y esta escuela es para todos!!
  • Pero, Dios no solo quiere “Discípulos comprometidos y maduros que Crecen, que florecen, y que llevan fruto”, sino que quiere que esas mismas personas estén  “activas”, sirviendo en el reino de Dios. Y es por eso que en Manantial de Vida queremos darle la oportunidad a todas las personas a que sirvan a Dios en las diversas áreas y en los distintos ministerios.
  • Manantial de Vida está facilitándole a las personas y está abriendo sus puertas para todos tengan la oportunidad para servir, – porque Dios quiere que sus creyentes que se están convirtiendo en discípulos maduros a que estén “activos sirviendo” en su reino.
  • He escogido Josué 24, para hablar un poco sobre el tema de servir.

 Josué 24:14-25

14 Ahora, pues, (1.) temed a Jehová, y (2.) servidle con integridad y en verdad; y (3.) quitad de entre vosotros los dioses a los cuales sirvieron vuestros padres al otro lado del río, y en Egipto; y servid a Jehová.

15 Y si mal os parece servir a Jehová, escogeos hoy a quién sirváis; si a los dioses a quienes sirvieron vuestros padres, cuando estuvieron al otro lado del río, o a los dioses de los amorreos en cuya tierra habitáis; pero yo y mi casa serviremos a Jehová.

16 Entonces el pueblo respondió y dijo: Nunca tal acontezca, que dejemos a Jehová para servir a otros dioses;

17 porque Jehová nuestro Dios es el que nos sacó a nosotros y a nuestros padres de la tierra de Egipto, de la casa de servidumbre; el que ha hecho estas grandes señales, y nos ha guardado por todo el camino por donde hemos andado, y en todos los pueblos por entre los cuales pasamos.

18 Y Jehová arrojó de delante de nosotros a todos los pueblos, y al amorreo que habitaba en la tierra; nosotros, pues, también serviremos a Jehová, porque él es nuestro Dios.

19 Entonces Josué dijo al pueblo: No podréis servir a Jehová, porque él es Dios santo, y Dios celoso; no sufrirá vuestras rebeliones y vuestros pecados.

20 Si dejareis a Jehová y sirviereis a dioses ajenos, él se volverá y os hará mal, y os consumirá, después que os ha hecho bien.

21 El pueblo entonces dijo a Josué: No, sino que a Jehová serviremos.

22 Y Josué respondió al pueblo: Vosotros sois testigos contra vosotros mismos, de que habéis elegido a Jehová para servirle. Y ellos respondieron: Testigos somos.

23 Quitad, pues, ahora los dioses ajenos que están entre vosotros, e inclinad vuestro corazón a Jehová Dios de Israel.

24 Y el pueblo respondió a Josué: A Jehová nuestro Dios serviremos, y a su voz obedeceremos.

25 Entonces Josué hizo pacto con el pueblo el mismo día, y les dio estatutos y leyes en Siquem.

 Este pasaje tiene mucho que decir, pero sólo voy a sacar 3 cosas fundamentales que creo que nos van a servir a la hora de servir. O sea, 3 cosas que nos sirven para servir.

 PRIMERO:

  1. Al “Siervo” se Le Requiere COMPROMISO:Dios nos Pide “Compromiso”. Comprometidos con El Señor  –  Servir al Señor significa que estamos Comprometidos con  Dios. Estamos activos sirviendo, y aunque estamos aquí en la tierra, el pensamiento que debemos tener, la mente que debemos tener, la actitud que debemos tener, el corazón que debemos tener, es que estamos sirviendo a Dios. La Biblia dice en Colosenses 3:23 y 24 “Y todo lo que hagáis, hacedlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres;  sabiendo que del Señor recibiréis la recompensa de la herencia, porque a Cristo el Señor servís.”
  2. ¿Dónde pones tu mirada y tu enfoque cuando se te pide que sirvas?
  3. Si tu enfoque cuando se te pide que sirvas está en la persona que te lo pide y no está centrado tu enfoque en que sirves a Dios, entonces (difícilmente te vas a comprometer) o mejor dicho, no te vas a comprometer. ¡No habrá compromiso de tu parte!
  4. Este compromiso de “servir” requiere el Temor a Dios:
  5. El versículo 14 de Josué 24 la primea parte dice, “Ahora, pues, Temed A Jehová”

–       Esto significa máximo respeto a Dios, o máxima reverencia a Dios.

–       Si temen a Dios, si demuestran reverencia hacia Dios, si demuestran respeto hacia Dios, esto les va a ayudar a la hora de Servir y se van a comprometer con seriedad.

–       ¿De dónde sacamos y de Dónde está nuestra motivación para comprometernos a “servir” a Dios?

–       ¿Qué nos motiva a “servir” a Dios dentro de la Iglesia?

–       Lo que nos motiva a “servir” es el temor a Dios, el respeto a Dios, la reverencia hacia Dios. Compromiso a Dios, Respeto hacia Dios, Reverencia a Dios, Amor a Dios. Gratitud con Dios, y Aprecio hacia Dios. ¡Todo esto me motiva a comprometerme a “servir” a Dios y a servir a Dios en mi Iglesia.

–       Josué quería que reverenciaran y honraran a Dios en sus vidas y en sus hogares como resultado de su compromiso con estar sirviendo a Dios.

–       Cristo dijo en Mateo 15:8, “Este pueblo de labios me honra; Mas su corazón (su compromiso, su seriedad, su deseo de servir) está lejos de mí”.

 Quiero hacer Una Observación:

  • Las presiones, los problemas que rodeaban a los israelitas en esos días eran de un mundo de idolatría y de inmoralidad.  O sea, lo tenían muy difícil y era mucho la presión que tenían que afrontar para poder servir a Dios con libertad.

 Josué sabia que sería tanta la presión para ellos, que terminarían sirviendo a los dioses en lugar que al Dios de Israel (y servir a los dioses simbolizaba desviar su mirada del compromiso con Dios para comprometerse con otras cosas que tendrían más importancia).

 Josué quería que se decidieran a servir a Dios totalmente, con compromiso y por completo y con una entrega en serio.

 De la misma forma, Josué quiere que también nosotros nos dediquemos de una vez y para siempre, a “servir” al Dios verdadero, y de estar involucrados en la obra del Señor y el mejor lugar para empezar es aquí en la iglesia.

 –          No quería que tuvieran un pie dentro y otro fuera, un compromiso a medias!!

–          ¿Podemos hacer un compromiso a medias? ¿Se puede hacer un compromiso a medias?

–       Tendrían que pensar un poco y decidirse.

–       Veamos la visión y la misión de la Iglesia.

–       ¿Queremos que se cumpla en nosotros?

  1. ¿La visión y la misión que tenemos escrita en la pancarta forma parte de lo que deseamos que se cumpla en nosotros? Pues, Jesse, es que ni siquiera me lo había pensado!
  2. ¿Hemos conectado con Dios? ¿Estamos esforzándonos para conectar con los demás?
  3. ¿Hemos tomado la decisión de crecer? ¿Queremos Madurar? ¿Queremos Progresar?
  4. ¿Tenemos un corazón dispuesto para “servir”?
  5. ¿Estamos motivados para “servir”?
  6. Si la respuesta es “Si”, pues, ¡Gloria a Dios!
  7. Si la respuesta es “No”, pues, ¿Por qué no?

 Primero, He dicho que El Compromiso requiere “Temor a Dios”. (Respeto, Reverencia – tomarnos la relación con Dios en serio y que se note en lo práctico)

Y ahora, El Segundo punto – El Compromiso nos dice que hay que, “Y Servidle Con Integridad Y En Verdad” 14 Ahora, pues, (1.) temed a Jehová, y (2.) servidle con integridad y en verdad; y (3.) quitad de entre vosotros los dioses a los cuales sirvieron vuestros padres al otro lado del río, y en Egipto; y servid a Jehová.

 –          La integridad es saber en tu corazón que todo lo que haces lo haces para Dios – y para honrar a Dios.

–          Sirves a Dios, y estás activo sirviendo al Señor, y estás comprometido, porque lo tienes completamente claro que lo haces todo para Dios. (Esto es integridad)

–          La integridad es saber que no te tienen que pedir que sirvas, ni tampoco te tienen que insistir, porque te sale del corazón con el compromiso que has hecho para Él.

–          “Servidle con integridad y en verdad;”En verdad sirves, en verdad te comprometes, en verdad y de verdad porque ha habido un cambio de verdad en tu corazón desde el día que Él entró en ti.

–          No pretendiste que recibiste al Señor. Lo has recibido de verdad. Fue una experiencia real. “Servidle con integridad y en verdad;”

–          Me comprometo de verdad. Sirvo de verdad. Porque mi experiencia con el Señor fue de verdad.

 Primero, El Compromiso requiere Temor a Dios. (Respeto, Reverencia)

Segundo – El Compromiso nos dice que hay que, “Y Servidle Con Integridad Y En Verdad”

Tercero, El Compromiso requiere“Quitad de entre vosotros los dioses”

 –          Josué quería que quitaran los dioses, o sea, “todos los obstáculos”, “todas las excusas”.

–          Fuera con los obstáculos. Fuera con las excusas. Quita los dioses.

–          Los obstáculos y las excusas se te han convertido en dioses porque les has dado más importancia para no involucrarte a servir dentro del reino de Dios.

–          Puede haber cosas en nuestras vidas que pueden llegar a ser un dios para nosotros.

–          Todo aquello que toma el primer lugar en tu vida, que te sirve como un obstáculo, ¡QUITALO!

–          ¿Qué es?

–          ¿Qué es lo que te estorba?

–          ¿Qué es lo que te impide a que sirvas?

–          Manantial de Vida te facilita y te abre las puertas para que sirvas!!

–          ¿Qué te está quitando el tiempo para que no sirvas?

–          ¿Cuál es la razón por la cual tu no sirves?

–          Escríbela, y díselo al Señor: Mira Señor, ¡¡por esto yo no sirvo en mi iglesia!!

–          ¿Qué te está bloqueando?

–          Josué nos dice, “Quitad de entre vosotros los dioses” (Las excusas, fuera con las excusas)

–          Que todos podamos decir hoy, “Me comprometo y quito todo lo que me estorba de Servir a Dios en mi Iglesia y me voy a involucrar”.

–          Santiago 1:22 dice, “Pero sed hacedores de la palabra, y no tan solamente oidores, engañándoos a vosotros mismos.”

 Primero, El Compromiso requiere Temor a Dios. (Respeto, Reverencia)

Segundo – El Compromiso nos dice que hay que, “Y Servidle Con Integridad Y En Verdad”

Tercero, El Compromiso requiere“Quitad de entre vosotros los dioses”

 Conclusión:

Voy a concluir con un par de preguntas:

–          ¿Suele ser una prioridad para las personas que dicen que son “Cristianas” en ponerse metas en su vida para “servir” más a Dios e involucrarse más en su iglesia donde asisten?

 –          ¿Es normal que los cristianos digan, “lo que más deseo ahora que soy creyente es “servir” en mi iglesia, involucrarme más en los ministerios de mi iglesia, y estar más activo en mi iglesia?”

 –          ¿Suele ser la costumbre de la gente de animar a otros a “servir” dentro la iglesia?

 –          ¿Qué es lo que te detiene de servir a Dios en Manantial de Vida?

 –          Josué nos presenta hoy una decisión – “Escogeos hoy a quién sirváis”

 Dios nos ha dado dones para servir.

  1. Dios nos capacita para servir.
  2. Dios quiere que “conectemos con Él y que ayudemos a otros a conectar con Él”.
  3. Dios quiere que “crezcamos en Él”.
  4. Y Dios quiere que le “sirvamos”; Y el mejor lugar para empezar a servir es en tu iglesia, Manantial de Vida”.

–          Josué 24:15 dice, Y si mal os parece servir a Jehová, (creo que todos los que estamos aquí en esta día queremos servir de alguna manera o otra al Señor y no nos parece mal) escogeos hoy a quién sirváis; si a los dioses a quienes sirvieron vuestros padres, cuando estuvieron al otro lado del río, o a los dioses de los amorreos en cuya tierra habitáis; pero yo y mi casa serviremos a Jehová.

–          (Yo y mi casa serviremos) (serviremos) (si o si, serviremos)

–          (en otras palabras, nosotros en nuestra casa ya hemos tomado la decisión y nos hemos comprometido con Dios y nos hemos comprometido seriamente a servir al Señor).

–          ¿Cuantos dicen hoy, “yo también hago el mismo compromiso de Josué”?

–          Me comprometo a servir; y voy a empezar en mi iglesia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s