IGLESIA MANANTIAL DE VIDA CUENCA

Benditas serán en ti todas las familias de la tierra (Génesis 12:3)

UNA IGLESIA SALUDABLE (DÍA 23)

Deja un comentario

Acercamiento: Esté orgulloso de Dios

De todas las cosas que hacen los adolescentes y les producen dolor a los padres, la peor es que se avergüencen de ellos en público. Yo lo hice con mis padres, y mis hijos lo han hecho varias veces conmigo. Aunque lo esperaba e incluso lo entiendo hasta cierto punto, me duele que ellos piensen que mi esposa y yo somos demasiado viejos, demasiado lentos y demasiado pasados de moda para que nos asocien con ellos.

No creo que Dios se llene de emoción cuando los hijos que adoptó por la fe en su familia real, sus reales sacerdotes, piensen que son demasiado interesantes para que los identifiquen con él en público. ¡Ese desdén le debe doler mucho a su corazón de padre!

San Pablo tenía muchas razones para avergonzarse de él mismo: en su vida anterior pensó que era un gran defensor de Dios y de su ley; más tarde descubrió que era un presumido y un fraude, que en realidad estaba en guerra con su Salvador. La experiencia de su conversión cambió para siempre la opinión que tenía de él mismo y del privilegio de representar a Dios dondequiera que iba.

Su nueva filosofía era: “No me avergüenzo del evangelio, porque es poder de Dios para salvación de todo aquel que cree” (Romanos 1:16).

En su escuela, ¿la gente puede decir que usted es cristiano? ¿En el lugar donde trabaja? ¿En su vecindario?cropped-cropped-cropped-prueba-31.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s