IGLESIA MANANTIAL DE VIDA CUENCA

Benditas serán en ti todas las familias de la tierra (Génesis 12:3)

NUESTRA MISIÓN DE VIDA

Deja un comentario

NUESTRA MISIÓN DE VIDA ES LA MISMA MISIÓN DE JESUCRISTO

Como el Padre envió al Hijo al mundo, así el Hijo ha enviado a Sus discípulos Como Tú Me enviaste al mundo, así Yo los he enviado al mundo. [Juan 17.18] Entonces Jesús les dijo otra vez: Paz a vosotros. Como me envió el Padre, así también yo os envío. [Juan 20.21]

1. Nosotros, los discípulos (los que estamos comprometidos con seguir a Cristo), tenemos la misma misión de vida que Jesucristo tuvo en la tierra.

2. Por esto, si analizamos la razón por la cual Cristo vino a este mundo, podemos aprender por qué nosotros todavía estamos aquí. Exactamente como el Padre envió a Su Hijo para cumplir con una tarea específica, así el Hijo nos ha enviado. Él quiere que hagamos lo mismo. La misión del Maestro es ahora la del discípulo.

2 CAPÍTULO 1 LA MISIÓN: ¿CUÁL ES NUESTRA MISIÓN DE VIDA?

Cristo Jesús—el Hijo del Hombre—vino para hacer dos cosas: buscar y salvar Porque el Hijo del Hombre vino a buscar y a salvar lo que se había perdido. [Luc 19.10] 1. Primero, Él vino a buscar lo que se había perdido.

A. El diccionario define “buscar” como “hacer algo para hallar a alguien o una cosa”.

B. Cristo vino (llegó a un lugar específico: el mundo) para “hacer algo” específico con el fin de hallar lo que se había perdido (que, según 1Timoteo 1.15, se refiere al hombre pecador). Palabra fiel y digna de ser recibida por todos: que Cristo Jesús vino al mundo para salvar a los pecadores, de los cuales yo soy el primero. [1Tim 1.15]

C. Por esto, puesto que tenemos la misma misión que Cristo, debemos “buscar a los pecadores”— debemos ir a lugares donde podemos hallar a los pecadores que todavía están perdidos en sus pecados.

i. No debemos esperar que ellos vayan a la iglesia. Esto sería como la policía esperando que los criminales lleguen a la cárcel simplemente porque les invitan.

ii. .Nosotros tenemos que ir a donde ellos. Debemos estar buscando (“haciendo algo” como individuos y como una iglesia para hallar) a los pecadores perdidos.

D. Así que, Cristo vino a buscar a lo que se había perdido y nosotros debemos hacer lo mismo. Es nuestra misión de vida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s