IGLESIA MANANTIAL DE VIDA CUENCA

Benditas serán en ti todas las familias de la tierra (Génesis 12:3)

¿TE CONGREGAS?

Deja un comentario

Así que, amados hermanos, podemos entrar con valentía en el Lugar Santísimo del cielo por causa de la sangre de Jesús. Por su muerte, Jesús abrió un nuevo camino —un camino que da vida— a través de la cortina al Lugar Santísimo. Ya que tenemos un gran Sumo Sacerdote que gobierna la casa de Dios, entremos directamente a la presencia de Dios con corazón sincero y con plena confianza en él. Pues nuestra conciencia culpable ha sido rociada con la sangre de Cristo a fin de purificarnos, y nuestro cuerpo ha sido lavado con agua pura. Mantengámonos firmes sin titubear en la esperanza que afirmamos, porque se puede confiar en que Dios cumplirá su promesa. Pensemos en maneras de motivarnos unos a otros a realizar actos de amor y buenas acciones. Y no dejemos de congregarnos, como lo hacen algunos, sino animémonos unos a otros, sobre todo ahora que el día de su regreso se acerca.
Hebreos 10:19‭-‬25 NTV

http://bible.com/127/heb.10.19-25.NTV

Uno de los elementos cruciales que se requieren para construir un espíritu fuerte es estar comprometido con una iglesia y tener compañerismo con otros creyentes. Nunca desarrolles el mal hábito de dejar de ir a la iglesia. El Espíritu de Dios está realmente presente cuando Su cuerpo se reúne, y Él fortalecerá tu espíritu según descubres el gozo de la alabanza congregacional. Dios ama Su cuerpo de creyentes y deleita el corazón de nuestro papá cuando todos nos reunimos en asamblea en un lugar para un día de alabanza, estudiando la Palabra de Dios y teniendo compañerismo unos con otros. No sólo le encanta, sino que disfruta cuando también nos encanta a nosotros.
El concepto de la vida de iglesia y reunirse juntos en Su nombre fue Su idea desde el día que Jesús regresó al cielo. El Espíritu Santo sabía que no íbamos a ser capaces de sobrevivir como cristianos aislados, sino que necesitaríamos los recursos para vencer que se nos presentan cuando permanecemos juntos en la fe.
Nunca subestimes los milagros que ocurren dentro de ti cuando eliges reunirte en Su nombre con otros creyentes. Cuando se predica la Palabra de Dios… creces. Cuando entras en la alabanza congregacional… los frutos del Espíritu en tu vida son fertilizados. Cuando diezmas y das ofrendas… aumenta exponencialmente tu capacidad de crear un verdadero impacto en tu sociedad. Cuando decides de una manera proactiva tener relaciones saludables con hombres y mujeres que han sido elegidos para servir a Dios de todo corazón… la amargura y la ira empiezan a hacer la maleta para irse muertos de miedo.
No hay iglesias perfectas porque no hay personas perfectas. Si te han herido en la iglesia, decide caminar en el perdón y bendecir al ofensor. Dios se encontrará contigo en la iglesia de una manera que es imposible fuera de ella. Ir a la iglesia no es legalismo, ¡sino una elección saludable que beneficiará tu presente y tu futuro! ¡te lo garantizo!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s